Pour nous joindre, cliquez psyesp
Inicio

Para contactar nos

El Efecto Bumeran

Nuestros temas  cientificos

Los órganos genitales femeninos

¿Cuál es nuestro objetivo?

Francia y Dios

Ciencia y Fe

Ir a nuestro blog

  Leer con la música

Otros temas  espirituales

Cualquier vida nace del conocimiento

Sitios Amigos

Las maravillas de la reproducción humana

5 - Ovulación y adelanto del óvulo fecundado en las trompas de Falopio

Espermatozoide

Durante la ovulación, los ligamentos disponen el ovario para crear la estanqueidad entre el pabellón situado a la extremidad de las trompas de Falopio y el folículo de Graaf. Las fimbrias (franjas), un poco como tentáculos vienen a entonces cubrir toda una parte del ovario.

Implantación

en el endometrio uterino

6/7, a ver 8vo día

5to

día

4to

día

3ro

día

2º día

1º día,

1º tercero

El óvulo, u oocito 1, se evacua del ovario con el líquido folicular, y está proyecto en la trompa de Falopio durante la ovulación.

Corpo lúteo

Después de una relación sexual, los espermatozoides se dirigen hacia las trompas de Falopio ayudados por la flema cervical del útero especialmente abundante al período de ovulación, principalmente en el cérvix (cuello del útero). En este contexto de supervivencia, los espermatozoides pueden vivir hasta 3 días.

Vista externa, fuera del período de ovulación de la trompa en cuestión. Los ligamentos están al descanso.

Acrosoma. Bolsa de enzimas que permiten después ruptura, la digestión de la zona pelúcida (piel) y la penetración del núcleo en el óvulo.

Núcleo, Sola parte que tiene los 23 cromosomas paternos y penetra en el óvulo.

Flagelo

que permite la progresión

Como podemos verlo abajo, lo que es maravilloso en los seres humanos como para cualquier mamífero, es este conjunto de órganos que forman un sitio protegido para permitir la fecundación del óvulo a la vez fuera del organismo maternal e interno a la madre. Fuera del organismo maternal porque cualquier introducción de una célula no conforme a la totalidad de la genética maternal en una de sus células sería combatida por su sistema inmunitario, e interno a la madre, con el fin de preservar la seguridad y la supervivencia del óvulo fertilizado en un entorno protegido que además permitirá de establecer las primeras bases mentales del feto. No hay pues nunca introducción directa del componente genético masculino en los tejidos carnales femeninos. La fecundación se hace siempre en una fase en que el óvulo está en suspensión antes de reimplantarse de una manera protegida del resto del individuo por una placenta  intermedia que permite la alimentación y el desarrollo del embrión luego del feto cuyos datos genéticos sólo son a cincuenta por ciento conformes a las de la madre.

Vemos la complejidad del sistema y cómo no se deja nada al azar, sólo estaría en el sistema de recuperación del óvulo por las fimbrias (franjas) y el pabellón de las trompas de Falopio  en el momento de la ovulación. En ese momento, incluso los ligamentos sosteniendo el ovario hacen para que ajustar los órganos unos con los otros, para que no hay expulsión del óvulo fuera de los órganos receptores.

A continuación, las trompas de Falopio se calculan las dimensiones de tal modo que conserven el óvulo fertilizado en suspensión durante el período que le permitirá una sucesión de transformaciones por DIVISIÓN (segmentación) de la primera célula llamada también “cigoto” después de fecundación. La marcha se hace en cinco a siete días, ver 8.o día según la rapidez de las divisiones sucesivas. Estas divisiones permiten la especialización de células, algunas de las cuales se convierten en placenta después de implantación (Células trofoblásticas) y de otros permanecen especializadas en el desarrollo embrionario (Células embrionarias, llamadas igualmente, Masa celular interna).

Es solamente a partir de este momento que puede pues hacerse la implantación o anidación,  pero casi podríamos decir la reimplantación al nivel del organismo maternal, esta vez, en el endometrio (mucosas uterinas). La diferencia es sin embargo fundamental, debido a que el óvulo, llamado también oocito 1 en el momento de la ovulación, contenía sólo veintitrés cromosomas maternales, mientras que este futuro ser humano contiene ahora cuarenta y seis con 23 del padre, cuyo determinante sexual X o Y.

Cuando el folículo de De Graff alcanza su maduración, los ligamentos que apoyan el ovario concernido, permiten la colocación sobre el lugar donde esta maduración en el ovario, por lo que tenga estanquidad entre él y el pabellón de la trompa interesada, durante la ovulación. El líquido folicular que se proyecta entonces en la trompa con el óvulo (ovocito 1 en esta etapa) actua como un gel protector y tanto portador, pero teniendo en cuenta que contiene una gran cantidad de progesterona, que también sirve como cebo para los espermatozoides.

Arriba
Inicio de este tema Continuidad de este tema Arriba Continuidad de este tema